Etiqueta: Lectores

Leer con empatía.

Leer con empatía.

El Destrio

Hace unos días el amigo Fabio Descalzi me abrió las puertas a un nuevo mundo, este que ahora comparto con vosotros. De repente aparecen personas que se interesan por el blog, y yo a mi vez empiezo a pasearme por los suyos. Me sigues – te sigo, como escribía hace poco, y así nos hacemos mutua compañía.

Empiezo por tanto a leer textos distintos a los que leo habitualmente. Me explico, cuando uno quiere aprender busca modelos y referencias de calidad contrastada. Tira de clásicos, de autores consagrados y de grandes obras. Eso se lee con admiración pero también con una visión analítica que te permite extraer poco a poco el jugo de este oficio.

Ver la entrada original 672 palabras más

Hierba humeante, rastas rechinantes

Dreadlocks backHace una semana una revista literaria publicaba mi relato La peluca de rastas (hacer clic aquí para leerlo). Varios ya lo leyeron y me hicieron sus comentarios, que mucho agradezco. Hubo elogios, identificaciones, sentimientos, también críticas. Como siempre sucede cuando algo se publica. En especial, cuando toca temas tan actuales como peliagudos. El pelo peinado en forma de rastas les causa repulsión a muchos; y, si además de eso, quien lo usa fuma marihuana, son varios los que ponen el grito en el cielo. Seguir leyendo “Hierba humeante, rastas rechinantes”

Doscientos. Siguen. Sumando.

200_followers

Once días atrás encontraba y reblogueaba un artículo con un escrito de Cortázar sobre el valor del punto y la coma. Cómo cambian el significado de las frases si se ubican distinto de lo previsto.

¿Y qué sucede si los puntos son intercambiables o eliminables? Está lindo ponerse a pensarlo, ¿verdad? El título tiene tres palabras, cada una terminada en un punto. Quiten puntos a capricho, o intercambien el orden de las palabras, y verán que son combinaciones sobre el mismo tema.

Esta madrugada encontré un aviso, de esos automáticos que suelen llegar. Esta vez, el clic mágico lo hizo un nuevo seguidor, El Desgranante, a quien agradezco por haberse aparecido. Como también les agradezco a tantos otros que me siguen desde la primera semana de actividad, o desde hace poco, o desde siempre. Que van sumando visitas, en estos momentos se contabilizan nada menos que cinco mil de ellas, una cifra muy importante. Que no es broma. Porque cuesta.

Da trabajo, insume tiempo, llevar un blog. Lleva tiempo, insume energías, leer los blogs.

Leer. Escribir. Seguir.

Disfrutar. Aprender.

Gracias. Doscientas. Personas.

O cambien los puntos por comas, si prefieren.

¡Gracias por haber leído! ¡Gracias por tomarse el tiempo!

Mil(es)…

1000 me gusta WP

Terminando mi labor muy tarde en la noche, mientras voy revisando terminología y aprovecho a darle una última mirada al blog, no puede ser mayor mi sorpresa al descubrir que en la cantidad total de “me gusta” se agregó un nuevo dígito (gracias a mi colega B. Gradenko que hizo el clic decisivo). Lo más sorprendente es que hace apenas 12 días que estaba agradeciendo los quinientos…

Me quedo sin palabras. Me voy a disfrutar de un descanso reparador, con esta breve pero gozosa entrada. Gracias a los mil clics y a los varios miles de visitas que he recibido en este tiempo. Muchas, muchas gracias.

Quinientos y muchos más

500 me gusta WP

Muchas gracias a todas las personas que pasan por aquí. Hace un par de semanas, escribía para agradecer por los cien seguidores que además son usuarios de WordPress. Esta vez les toca a quienes marcan un «Me gusta» en los artículos, hace instantes sumaron quinientos (el clic mágico lo dio Mercedes Molinero, que lleva un hermosísimo blog de arte).

Gracias, muchas gracias. Pero no solo a quienes marcan que algo les gusta, también a quienes no lo hacen pero igual llegan hasta estas páginas. Lo sé, porque tengo otro numerito que va sumando; en este momento han sido 3434 visitas, un número muy simpático.

Seguidores que suman y siguen

100_followers

Hay muchas personas que dan dicha. También, algunos números. Y no es fácil expresarlo.

Es muy agradable escribir, eso lo sé desde hace mucho. Además, es un deleite disponer de un dispositivo dedicado a difundir lo digitado. Sin duda.

Pero es indescriptible la dicha de saber (y ver) que los lectores llegan. Y siguen.

¿Qué son cien seguidores? Es difícil definirlo, son cien personas que hicieron clic en el botón de seguir. Muchos otros habrán pasado y no lo hicieron. Pero pasaron. Vieron. Leyeron. Siguieron… ¿de largo, o leyendo? Seguir leyendo “Seguidores que suman y siguen”