Autor: Fabio Descalzi

¡Cómo nos divertías!

Imperio galáctico de Asimov

Hace ya un mes se cumplió un siglo del nacimiento del genial escritor Isaac Asimov. Aunque él prefería celebrar su cumpleaños en enero. Porque, claro está, él había nacido en otro país que ya no recordaba. Creció como buen brooklynense, hablando idish e inglés. Se graduó en química, tenía todo el perfil de un científico; y sin embargo, por temprana influencia familiar siempre se le dio bien escribir. ¡Y cómo lo hacía!

Mi primer acercamiento a su obra fue en mi infancia, con un cuentito de ciencia ficción infantil titulado ¡Cómo se divertían! —yo todavía no me lo podía imaginar, pero ya pintaba un futuro con niños educados de manera personalizada por robots. Esos niños del futuro, a su vez, envidiaban a los niños como yo, que íbamos a una escuela donde teníamos muchos compañeros para jugar en los recreos y apoyarnos entre nosotros. Seguir leyendo “¡Cómo nos divertías!”

Electa

voto-urna

El futuro pendía de un hilo.
Se debía laborar con sigilo.
A lograr una gran transición.
A impulsar una limpia visión.

No dormía desde hacía semanas.
No quería que se hicieran macanas.
Anhelaba contribuir al gran cambio.
Del pasado, no quería resabios. Seguir leyendo “Electa”

El manojo

keychain-3221185_1280

Supongo que siempre lo supe; un día iba a terminar llamando a esa puerta.

Una casa de balneario en Floresta, con un jardín al frente, si es que se le puede llamar jardín a un pequeño rectángulo enrejado en el que apenas caben una rosa china y dos o tres ridículos enanitos cubiertos ahora de maleza. El propio marido de Carolina me contó que los había comprado ella misma, un año atrás. Carolina había llegado en taxi, una noche de lluvia; dejó el automóvil esperando en la calle y entró en la casa como una tromba. Tomó el manojo de llaves, volvió al taxi y se fue.

Sí, ese manojo de llaves al que yo tantas ganas le tenía y nunca me decidía a ir a buscar. Carolina me ganó de mano. Tengo que admitirlo, me siento frustrado; yo podría haber llegado antes. Seguir leyendo “El manojo”

Ducha de pena

Guy_under_shower

Cae y se desliza.

Se siente, pero escurridiza.

Parece firme, pero pide paso.

Intento abrazarla, pero no hay caso.

Es como la esperanza que se me escapa entre los dedos.

Esperanza, ¿adónde te fuiste?

Desespero esperando que me mires. Seguir leyendo “Ducha de pena”

¡Gracias, Belén de Escobar!

Foto final recital 2019

Una noche inolvidable. Así de simple.

El primer recital de Letras & Poesía en Sudamérica fue una vivencia maravillosa. Y los amigos de la localidad argentina de Belén de Escobar también lo hicieron posible. Seguir leyendo “¡Gracias, Belén de Escobar!”

Libros en dominio público

Este tipo de noticias siempre trae regocijo para los lectores.

En Estados Unidos, millones de libros pasaron al dominio público una vez cumplido el plazo legal. ¿Querés saber cómo fue?

Esto se había mantenido en silencio. Pero en realidad había una laguna legal: los libros publicados entre 1923 y 1964 ya no están cubiertos por derechos de autor.

La Biblioteca Pública de Nueva York ya ha puesto estos recursos a disposición del público masivo.

Podés leer la noticia original en inglés haciendo clic aquí.

¡Llega nuestro recital!

Cartel recital Escobar 2019

Con muchísimo gusto, los integrantes rioplatenses del colectivo Letras&Poesía anunciamos la realización del primer Recital de Poesía en nuestra región.

La cita es el sábado 7 de diciembre a las 18 horas en el Teatro Seminari de la localidad de Belén de Escobar, Provincia de Buenos Aires. ¿Alguien conoce el parque Temaikèn? Bueno, Escobar queda ahí cerquita. Va a ser una instancia muy gratificante.

Apoyan: Municipalidad de Escobar y Sociedad Argentina de Autores.

(Actualización): Podés leer el resumen del recital en esta entrada.

Me(n)sura

guy feet solesAyer cumplí catorce.
Estoy muy alto, crecí mucho hace poco.
Y estoy tranquilo, solo, en el jardín de atrás de casa, cómodo y fresco. Nadie me molesta. Camino tranquilo. Descalzo sobre el pasto. La gramilla me cosquillea. Me mido tranquilo. Me tanteo tranquilo. Más cosquillas.
Desde los doce tengo la costumbre de medirme con los pies.
A la hora que el sol les hace arrojar una sombra perfecta a las macetas del jardín, me paro descalzo en el mosaico del patio, lleno de dibujos, observo el punto en donde recae mi sombra, una flor, una hoja, un firulete, y después mido mi sombra, caminando desde donde estaba parado hasta ese punto donde vi recaer mi sombra.
Hoy me sorprendí, mido seis pies y medio. Seguir leyendo “Me(n)sura”